1|EDITORIAL

Editorial

Educar en un país para todos

Este año culmina con los ecos que aún resuenan de las palabras de la Presidenta Cristina Fernández en el acto de apertura de la XX Cumbre Iberoamericana de Jefes de Estado y de Gobierno, que se celebró los días 3 y 4 de diciembre en Mar del Plata, y cuyo eje fue "La Educación para la Inclusión Social".

Desde la Dirección de Políticas Socioeducativas queremos rescatar algunas de sus palabras, que dan marco y sentido político a las acciones que realizamos, cuyo objetivo es contribuir al fortalecimiento de las trayectorias educativas de niños, niñas, adolescentes y jóvenes a través de distintas propuestas de apoyo y acompañamiento integral.

La Primera Mandataria destacó algunos datos del año en materia educativa y, sobre todo, realizó un balance de lo que fue el ciclo que se inauguró con Néstor Kirchner y que se continúa en la actual gestión. Así se refirió al cambio de política educativa en nuestro país a través de "cifras que marcan una reversión de lo que fue el proceso de educación y de recursos para la educación. En el año 2002, la Argentina dedicaba a la educación el 2 por ciento de su Producto Bruto Interno y el 5 por ciento era dedicado al pago de la deuda externa. A partir del proceso iniciado en el año 2003 por el entonces Presidente Kirchner, en el año 2005 se sancionó en el Parlamento argentino una Ley de Financiamiento Educativo que puso como meta para este Año del Bicentenario llegar al 6 por ciento del Producto Bruto en materia educativa. Hoy no solamente alcanzamos esa meta, sino que la hemos superado: Argentina finaliza el Año del Bicentenario dedicando el 6.47 por ciento de su PBI a la educación en todos sus niveles", afirmó Cristina Fernández.

"Creo que, conjuntamente con la educación como el gran instrumento de movilidad social ascendente de las sociedades, debemos, en tiempos de crisis global, discutir también los instrumentos para que esa educación sea accesible a todos", remarcó e hizo mención a la importancia de la creación de la Asignación Universal por Hijo, "una verdadera inversión social que ha hecho crecer la matrícula educativa". También destacó el Programa Conectar Igualdad que provee a cada estudiante secundario de una netbook como un instrumento para cubrir la brecha digital.



La Presidenta en el acto de apertura de la XX Cumbre Iberoamericana


Los cambios iniciados en 2003 se sustentan en un andamiaje jurídico que da cuenta de esta etapa: las leyes de Educación Nacional, de Financiamiento Educativo y de Educación Técnico Profesional. Gracias a esta legislación la decisión política del fortalecimiento de la educación pública se manifiesta en el resurgimiento de la educación técnica, los 13 años de trayectoria escolar obligatoria, la construcción de más de 1000 escuelas, la entrega de computadoras y el mejoramiento salarial de los docentes a través de paritarias, además del ya mencionado aumento del presupuesto dedicado a educación.

Estas y otras modificaciones constituyen la expresión en el ámbito educativo de un nuevo modelo político, económico, social y cultural que privilegia la distribución del ingreso, la inclusión y la profundización de procesos democratizadores.

Para ello, las políticas socioeducativas recobran un rol central, tanto a través de la provisión de recursos materiales (libros, útiles, escuelas, becas, bicicletas) como el impulso de propuestas pedagógicas que privilegien la construcción de ciudadanía, el fortalecimiento de la identidad nacional y la integración social. Tenemos confianza en que 2011 será un año en el que profundizaremos, entre todos, estas transformaciones que tienden a la consolidación de una educación nacional, popular, democrática e inclusiva.

1| EDITORIAL        2| IMÁGENES QUE CUENTAN HISTORIAS        3| BICENTENARIO        4| NIVEL PRIMARIO        5| POLÍTICAS EN MARCHA
6| NIVEL SECUNDARIO           7| ORQUESTAS Y COROS           8| EXTENSIÓN EDUCATIVA           9| LIBROS Y MATERIAL DIDÁCTICO